lunes, 15 de abril de 2013

Aikido: la armonía y la no confrontación

Hola a todos!

Tal vez uno de los conceptos más difíciles que tenemos que manejar para quien práctica Aikido es en  escencia: Aikido; pareciera que es una tomadura de pelo, pero no es así. Está bien, todos coincidimos que es un arte marcial, pero en escencia, qué es? 

Ayer, mientras esperaba los resultados electorales frente al televisor y reflexionaba acerca de cuántas tonterías pueden hablar los periodistas para hacer tiempo, hice un inciso  me puse a pensar en esto del concepto del Aikido. 

Hay dos conceptos base que creo debemos explicar antes de entrar en profundidades. Uno de ellos es sin duda alguna el concepto de armonía, que vale destacar es uno de los ideogramas de la palabra Aikido en japonés. Según el DRAE es: la conveniente proporción y correspondencia de unas cosas con otras por su parte, la no confrontación, viene dada por evitar la lucha. Ahora, lo más importante es entender que en el camino de la búsqueda de la armonía y la no confrontación no debemos confundir esto con huir de los problemas. 

Hacer tenkkan es bueno para evitar el choque, quitarse de la línea de ataque con un sabaki es lo más recomendado para evitar ser golpeado, pero un segundo después de haberse movido de ahí les tengo una noticia: el problema sigue ahí, el atacante sigue ahí puedes volver a moverte eficientemente, pero el conflicto continua. 

Aikido nos enseñara a buscar la posición más ventajosa, pero no nos evitará el conflicto y huir de ellos jamás es la respuesta. 

4 comentarios:

  1. Buena reflexión Jose,
    gracias por compartirla
    un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Recuerdo haber discutido este mismo detalle con un compañero de clases en la universidad hace mucho tiempo. Me comentó que la idea de "evadir" al oponente sonaba mucho a rendirse. Nada mas lejos de la realidad.

    Ciertamente se siente mucho mas expedito intercambiar golpe por golpe, pero evadir al atacante no significa huir de él. En Aikido, una vez que se evadió el ataque, comienza la técnica, donde se controla al oponente sin necesidad de hacerle daño. Y esto, además de ser contraintuitivo, requiere de mucha mas práctica que simplemente retornar el golpe. Pero el resultado final, a mi parecer, es mucho mas deseable que la lesión seria de alguno de los dos oponentes.

    Creo que vale el comentario para situaciones electorales como las actuales...

    ResponderEliminar

Gracias por escribirnos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...